«

»

La marca de empleador en la captación de talento

Podemos referirnos al employer branding como una estrategia necesaria para el desarrollo actual de las empresas. De la misma manera que la marca general de la empresa define las relaciones que ésta mantendrá con sus públicos objetivos externos (sobre todo los clientes), la marca de empleador es una submarca con personalidad propia y encardinada en la marca general, orientada específicamente a los candidatos. Por ello, su vinculación al crecimiento futuro de la organización es particularmente importante.

Beneficios

El principal beneficio de una correcta política de marca de empleador es generar y gestionar una buena reputación ante los empleados actuales y los potenciales, es decir, tanto interna como externa (pero orientada a la adquisición de talento). Así la organización refuerza su atractivo como futuro lugar de trabajo. Particularmente en los sectores donde se hace más compleja la captación de personal idóneo, las empresas tienen que ejecutar estrategias adecuadas de employer branding para competir tanto en su atracción como en su fidelización.

En la era tecnológica y social en la que vivimos, para que una empresa sea competitiva como lugar deseado de trabajo, y pueda así interesar a los mejores candidatos, es necesario el continuo cuidado de las comunidades virtuales construidas en las redes sociales en torno a su marca. La información compartida por los empleados actuales y por la propia empresa constituye un escaparate de la mayor importancia para este fin. Es importante cuidar de la imagen proyectada, para contribuir a la generación de las percepciones que nos resultan estratégicas por parte de los profesionales. También incidirá en la marca de empleador la percepción social de la empresa, que podemos optimizar mediante una correcta política de responsabilidad corporativa. El employer branding tiene que estar en el ADN de las empresas que realmente aspiran a incorporar a los mejores.

Aspectos a tener en cuenta

Para disponer de una marca de empleador realmente potente es necesario poner en valor los hechos más significativos que distinguen a la empresa de sus competidoras por los mismos perfiles. Secundariamente, pero de manera relevante, la actualidad general de la empresa (fusiones, proyectos de particular envergadura, salida a bolsa, etc.) puede incidir de manera directa en la percepción de los candidatos.

El cuidado de los empleados actuales es un factor determinante de la captación, en esta era de transparencia y rápida difusión de información por vías incontrolables. Son ellos quienes mejor conocen la compañía por dentro, y sus pares externos otorgarán siempre un alto valor a la impresión que transmitan. Los videotestimonios de empleados actuales y una cierta exhibición corporativa del clima laboral pueden ayudar, pero lo esencial es que la política de comunicación interna convierta realmente a los empleados actuales en embajadores de la marca, no sólo ante los consumidores sino ante los profesionales que (aún) no trabajan en la empresa.

La marca de empleador se mantendrá y difundirá después mediante una multiplicidad de canales tanto sociales como convencionales, y es importante que Recursos Humanos y Comunicación (Externa e Interna) estén bien alineadas en ese esfuerzo, que siempre requerirá una correcta adaptación al tono comunicacional de cada entorno. Desde la simple oferta de empleo hasta los posts sobre cuestiones laborales internas, pasando por los contenidos profesionales que la empresa comparta con la comunidad, todo elemento relacionado con la marca de empleador debe considerarse de forma estratégica por estos dos departamentos.

El objetivo final es posicionar a la empresa como “best place to work” para la tipología concreta de profesionales que corresponda en cada caso, en cada acción y en cada comunicación. Los profesionales idóneos, aunque estén satisfechos en sus empleos actuales, deben percibir nuestra empresa como un lugar ideal donde desarrollarse y crecer. Una buena marca de empleador es, sencillamente, la que produce ese efecto.

 

Sobre el Autor

Mar Vilagran

Colaboradora y redactora en estrategias digitales para la captación de talento. Cursa estudios de Marketing en ESIC.

Summa Plus informa del uso de cookies. Continuar navegando por el sitio web constituye aceptación de su uso. Más información

En cumplimiento de la normativa vigente, se informa de que los ajustes de cookies del sitio web de Summa Plus están configurados para "permitir cookies" y así ofrecer a los usuarios la mejor experiencia de navegación posible. Para aceptar el uso de cookies basta hacer clic sobre "Aceptar" o, simplemente, continuar navegando por el sitio web tras esta notificación. Para evitar la aplicación de cookies, por favor abandone el sitio web. Muchas gracias.

Cerrar